Cosas que le pasan a una madre de familia muy numerosa

15 de julio de 2008

LAS VACACIONES...

¡¡¡Cuánto tiempo sin escribir!!! Ya casi me había olvidado de la existencia del blog. Bueno, últimamente no hay gran cosa que contar, porque me encantaría poder deciros si lo que viene es niño o niña, pero de momento toca esperar porque no se deja ver, es muy pudoroso/a o tiene muy mala leche, con lo que alguna se ha atrevido a decir que eso sólo es capaz de hacerlo un tío...

Las niñas están ahora en la escuela de verano, su último día. Han estado catando el nuevo colegio para que cuando llegue Septiembre conozcan ya el sitio y alguna gente y no les resulte extraño. ¡Y están encantadas!

Yo por otra parte me he aventurado en la traducción al inglés de un libro, y tengo que decir que todavía no me he puesto...¡a ver si me pongo las pilas!

Más cositas... ya tengo apañados los vestidos de las niñas pequeñas para las bodas que tenemos a final de verano, y los míos también. Juan también está listo, y sólo faltan las dos flores mayores, para las que es IMPOSIBLE, así en mayúsculas, encontrar algo bonito y adecuado a su edad. Cosas horripendas las que quieras, todas, y así van e irán algunas. Al final he optado por ir a las modistas a que les hagan lo que yo quiero. Señores diseñadores infantiles tienen ustedes un hueco en el mercado, y seguro que muchas se lo agradeceremos.

Y de momento no hay nada más que contar. Con esto y un bizcocho hasta el próximo post!!