Cosas que le pasan a una madre de familia muy numerosa

20 de agosto de 2010

Rentrée...

Cúpula del Museo Británico

Ya hemos vuelto a casa después de pasear maletas para arriba y para abajo. Creedme si os digo que he tardado 4 días en deshacer mi maleta, 4 días con la maleta incordiando en medio de la habitación pero sin tiempo para deshacerla, porque estaban las maletas de los pequeños y luego poner orden en casa, pensar qué se come los próximos días, hacer una mega compra y preparar comidas y niños sin colegio... Muero de envidia cuando leo por ahí que en países como Suecia las clases ya han empezado, pero claro ellos no tienen que soportar días de calor como los que se están descolgando estos días aquí, y así sería imposible que los niños aguantaran en el colegio y menos aún que aprendieran algo más que sumar 2+2 porque se les pueden freír las neuronas. Descartada entonces la vuelta al cole en agosto, ¡cachis! Aunque ellas llevan días preguntando cuando empiezan otra vez! Pues, hijas, aquí el 9 de septiembre para infantil y primaria y el 15 para secundaria. Ufff...paciencia, Pili, paciencia!

Pongo unas fotillos de las vacaciones. Este año hemos ido a Londres con las niñas mayores. Nos lo pasamos muy bien, pateamos la ciudad y nos hizo buen tiempo, que ya es un punto.

¡Las revistas de septiembre en UK salen a principios de agosto! así que me vine cargada con el Vogue e InStyle. Atención a los pelos, porque ahora no recuerdo en qué desfile fue,que ya lo había visto lo miraré, pero nos cruzamos con varias chicas con el pelo teñido de rosa-rosa y una de ellas por lo menos llevaba las cejas pintadas de color verde azulado. Espero que no sea tendencia, aunque ya he visto en alguna de las revistas españolas alguna foto...Miedo me da.

Y creo que puedo afirmar rotundamente que vuelve el oro rosa (y dale con el rosa) con fuerza arrolladora y no sólo porque yo me haya comprado en Harrod's una pulsera Fiji de Mónica Vinader en oro rosa (mi única compra londinense junto con una tetera monísima) sino porque joya que me gusta en las páginas de la revista, ¡chas! es de oro rosa. Ahí queda. Por cierto que allí me dijeron que el cordón de la pulsera tiene un significado diferente según el color y que las llaman pulseras de la amistad.

¿Qué tal la vuelta?