{cosas que le pasan a una madre de familia numerosa}

29 de julio de 2013

Recuerdos y demás cosas.



Donde dije no publico más porque no tengo horas, ahora resulta que tengo todas las horas del mundo porque tengo a los tres pequeños con los abuelos y parece que el tiempo no pasa básicamente porque no hay casi nada que hacer. Bueno, sí que hay cosas que hacer, pero son esas otras cosas que nunca tienes tiempo de hacer porque otras tienen prioridad. En ello estoy.

Por ejemplo, he hecho limpieza en mi mueble del baño y he tirado montones de cosas que tenía ahí olvidadas, sin usar, viejas, caducadas, ocupando sitio, haciendo desorden y acumulando polvo. Y poco a poco voy arrasando con otras dependencias de la casa, sobre todo en los armarios.  Lo odio pero es necesario hacerlo.

Pero, siempre hay un pero, en mi afán de “limpieza profundísima” me encuentro con que hay cosas que no quiero tirar de ninguna manera. Tengo repartidos por toda la casa cosas de los niños, dibujos, sus primeros cuadernos del colegio, sus notas o sus primeras agendas, y mil cosas más que me voy tropezando a casi cada paso (esto suena a que tenga la casa hecha un desastre, pero no, es que lo de los niños ocupa TODA la casa!!!). Y al igual que guardo cosas de ellos de bebés como sus chupetes, sus mechones de pelo, la pinza del cordón umbilical o sus primeros zapatos, esto también lo quiero guardar. Y no sólo por tener las cosas guardadas para ellos, sino por tenerlo todo centralizado en un sólo punto y aspirar a cierto orden, y que ellos mismos cuando quieran guardar algo en concreto sepan dónde hacerlo.

El punto de todo esto es: ¿Dónde guardo todo esto, multiplicado por 5? Cajas de plástico no, que una es una romántica empedernida y sueña con esos arcones que tenía cada hija a los pies de su cama con su nombre grabado en ellos, en la película Mujercitas. (por cierto,el  libro es imprescindible).

Pero en fin, me tendré que conformar con simples cajas de cartón, monérrimas eso sí, por que no creo que sean factibles 5 baúles como los de la Piquer, que lo del espacio disponible también hay que tenerlo en cuenta.

Remode baule striped

Vuelven los Baules de la Abuela |

baules Mush Mush

La imágenes son de Pinterest y pinchando en cada una de ellas os llevará a la fuente.

Consejo (a toro pasado): haceros con una caja donde ir guardando todo los recuerdos que queráis guardar de vuestros hijos, y en un futuro no andaréis como yo ahora, recopilando cosas años después.

Y otra cosa más: que cada uno tenga sus propios objetos para meter en esa caja de recuerdos, porque yo, por ejemplo, tengo el mismo jerseylín de la salida de la clínica para los 5, que además es el mismo que me puso mi madre a mí, que es muy tierno, sí,  pero resulta que ese jersey es indivisible y no se puede repartir a cachitos de lana.

¡Feliz semana!

Ciao!

2 comentarios:

  1. Buenos días Pili , pues disfruta de la soledad unos días ... Aunque se les echa tanto de menos !!!
    Yo tb estoy buscando cajitas para guardar las cosas , se acumula tanto ...
    Un bésazo

    ResponderEliminar

¡Gracias por hacer un apunte en el cuaderno!